#ricardramon - textos y reflexiones

Investigador de pedagogías visuales, creador de acciones artísticas educativas, escritor de filosofías de ficción posibles

#Inicio | Volver a textos y reflexiones

Breve reflexión breve sobre el arte y el objeto

leicaR_6_kodak_400_tx_students (8).jpg

Me ha surgido la siguiente reflexión leyendo los textos de Javier Maderuelo La pérdida del Pedestal y de Oscar Wilde El crítico como Artista, ¿Dónde reside realmente el arte, en el propio objeto tal y como reclaman las posiciones estéticas de los filósofos de la fenomenología estética como Michel Dufrenne, o bien el la propia mente, en el propio proceso intelectual de apreciación estética que es desarrollado por cada uno de los observadores?

Yo personalmente me inclino más por esta segunda posibilidad, el arte existe más allá incluso de la existencia del propio objeto, por supuesto que es necesario el objeto como inductor de la experiencia estética, pero para que exista arte ha de haber espectador, ha de haber experiencia estética perceptiva en la mente de ese espectador, y es en ese preciso momento cuando se produce el arte, cuando la poética de la creación alcanza su cenit, existiendo tantas obras surgidas de una misma obra como espectadores capaces de su apreciación.

Evidentemente, esa apreciación depende de multitud de condicionantes que van desde la propia estructura mental y cultural del espectador, pasando por las condiciones materiales y temporales en las que se produce el proceso perceptivo y muchas otras cuya lista se haría interminable.

Se hace necesario reflexionar con más profundidad sobre el proceso creativo y discursivo del arte en la mente y el papel de la crítica de arte en la maduración de ese proceso y por tanto en la función creadora y mediadora de experiencia artística.

En este sentido estriba también el problema de la educación artística, quizá convertida en un sentido amplio en educadora de gramáticas, de sensaciones y de espíritu crítico, en este sentido dejaría de estar focalizando su interés en que se debe ver, y centrarlo en el de que manera, es decir en enseñar el proceso de aprehensión artística y de como esa aprehensión o experiencia estética es absolutamente vivencial, personal, intransferible, poética, y anclada en nuestra cotidianidad. Un camino interesante para el campo de la educación artística.

Última actualización del texto 11 de agosto de 2013.

Built with BBEdit